Nuestro Hilo rojo. Continuaremos nuestras Vidas encontrándonos una y otra vez, Amándonos Profundamente, Mi Amado Pulsar.